/ miércoles 19 de junio de 2019

Sigue creciendo el Abierto de los Cabos

La gran respuesta del público y de los tenistas están afianzando el ATP 250

Tres ediciones fueron suficientes para posicionar al ATC (Abierto de los Cabos) como uno de los mejores ATP 250 del circuito, y para este año estrenarán sus nuevas instalaciones pese al retiro del apoyo económico del Gobierno Federal.

Al igual que el resto de los grandes eventos deportivos que se celebran en el país, el certamen bajacaliforniano tendrá que sobrevivir con la ayuda de la iniciativa privada. El Director del ATC, José Antonio Fernández, señaló en plática con ESTO que siguen contando “con el apoyo del Gobierno estatal y municipal. El apoyo federal es el que nos quitaron al igual que a todos los eventos en México. Pero continuamos con el apoyo de Baja California Sur, que nos da todas las facilidades para poder llevar a cabo el evento”.

‘Geoffrey’ aseguró que la venta de boletos va por buen camino, donde ya llevan cerca del 60% de las localidades agotadas, un número superior al de las ediciones anteriores: “Vamos muy bien, mejor de lo que esperábamos. Cuando anunciamos a Del Potro tuvimos una gran respuesta del público, fue una gran reacción además de traer a Fognini, que es el número diez del mundo. Tendremos a dos jugadores del ‘top-ten’ y a eso se le sumarán otros jugadores que son muy atractivos para la gente“.

Para el torneo, que se celebrará del 29 de julio al 3 de agosto, la presencia del argentino Juan Martín Potro, que se sumó a las ya confirmadas del italiano Fabio Fognini, el búlgaro Grigor Dimitrov, el argentino Diego Schwartzman y el español Feliciano López, es clave para competir en una época donde coincide con otros grandes eventos del circuito, incluido un ATP 500 en Washington.

“Hemos trabajado mucho desde el US Open del año pasado. La invitación a Del Potro estuvo desde ese tiempo, pero su lesión complicó las cosas. Afortunadamente regresó y lo hizo de gran forma. Desde que iniciamos con este torneo buscamos ese balance entre jugadores experimentados y los nuevos talentos, pero en la actualidad los que están en mejor momento pasan de lo 30 años. La realidad es que los jugadores al final del día tienen la última palabra”, añadió el directivo.

Por último, José Antonio comentó cuál es el tenista que tiene como objetivo traer a Los Cabos el próximo año: “La intención sería traer a Rafa (Nadal), eso sería maravilloso, pero también jugadores como Tsitsipas y Khachanov”.

Tres ediciones fueron suficientes para posicionar al ATC (Abierto de los Cabos) como uno de los mejores ATP 250 del circuito, y para este año estrenarán sus nuevas instalaciones pese al retiro del apoyo económico del Gobierno Federal.

Al igual que el resto de los grandes eventos deportivos que se celebran en el país, el certamen bajacaliforniano tendrá que sobrevivir con la ayuda de la iniciativa privada. El Director del ATC, José Antonio Fernández, señaló en plática con ESTO que siguen contando “con el apoyo del Gobierno estatal y municipal. El apoyo federal es el que nos quitaron al igual que a todos los eventos en México. Pero continuamos con el apoyo de Baja California Sur, que nos da todas las facilidades para poder llevar a cabo el evento”.

‘Geoffrey’ aseguró que la venta de boletos va por buen camino, donde ya llevan cerca del 60% de las localidades agotadas, un número superior al de las ediciones anteriores: “Vamos muy bien, mejor de lo que esperábamos. Cuando anunciamos a Del Potro tuvimos una gran respuesta del público, fue una gran reacción además de traer a Fognini, que es el número diez del mundo. Tendremos a dos jugadores del ‘top-ten’ y a eso se le sumarán otros jugadores que son muy atractivos para la gente“.

Para el torneo, que se celebrará del 29 de julio al 3 de agosto, la presencia del argentino Juan Martín Potro, que se sumó a las ya confirmadas del italiano Fabio Fognini, el búlgaro Grigor Dimitrov, el argentino Diego Schwartzman y el español Feliciano López, es clave para competir en una época donde coincide con otros grandes eventos del circuito, incluido un ATP 500 en Washington.

“Hemos trabajado mucho desde el US Open del año pasado. La invitación a Del Potro estuvo desde ese tiempo, pero su lesión complicó las cosas. Afortunadamente regresó y lo hizo de gran forma. Desde que iniciamos con este torneo buscamos ese balance entre jugadores experimentados y los nuevos talentos, pero en la actualidad los que están en mejor momento pasan de lo 30 años. La realidad es que los jugadores al final del día tienen la última palabra”, añadió el directivo.

Por último, José Antonio comentó cuál es el tenista que tiene como objetivo traer a Los Cabos el próximo año: “La intención sería traer a Rafa (Nadal), eso sería maravilloso, pero también jugadores como Tsitsipas y Khachanov”.

Policiaca

Grave tras ser arrollado cuando cambiaba llanta

El conductor del vehículo que lo embistió se dio a la fuga cobardemente del lugar y dejó a su suerte al herido

Local

Prevalece el inmediatismo

Nada cambió por arte de magia el 1 de diciembre pasado, señala la Iglesia católica

Ciencia

Mexicano brilla en agencia espacial

Bajo su responsabilidad está la corrección de órbitas de cinco sistemas satelitales de observación del Universo y de la Tierra

Policiaca

Grave tras ser arrollado cuando cambiaba llanta

El conductor del vehículo que lo embistió se dio a la fuga cobardemente del lugar y dejó a su suerte al herido

Policiaca

Incautan 120 kilos de marihuana

Eran transportados en bolsas de plástico a bordo de una camioneta tipo van, los dos tripulantes al verse descubiertos, descendieron de la unidad y se dieron a la fuga hacia el monte

Policiaca

Dejan amarrada y abandonada a niña

Estaba atada a una estructura metálica de una bolería; el hecho fue reportado por un taxista

Futbol

Presentarán nuevas pruebas en contra del futbolista Joao Maleck

En un cambio de abogados, los familiares de la joven que falleció en el accidente ocasionado por el jugador, informaron que se presentarán nuevas pruebas

Policiaca

Se desbarranca auto y vuelca

Se precipitaron desde una altura de cerca de 20 metros de alto y el conductor de la unidad de motor terminó prensado debajo del toldo